LA PERRERA MUNICIPAL – O ¿CÓMO HACERLO?

„Auschwitz empieza dondequiera que alguien mira un matadero y piensa: son sólo animales.” Theodor  Adorno

 Me animé a ir a la perrera municipal hoy día ( 17 / 08 / 2011 ) y me encontré con parientes peludos, algunos con algo de sarna, pero muchos con una gran sonrisa en la cara. Esta vez no los van a matar, cedieron, por las apariencias, por no sé qué, pero cedieron y esta situación de muros literalmente caídos abrió el camino para ir a mirar sin sufrir y luego tener que lidiar con la conciencia propia en vez de dedicarse a „cosas más importantes“ y a lo meramente material y lo que se admira en la vida.

Se ganó una batalla, pero no la guerra.

¿Cómo seguir ahora?

A continuación una enumeración de ideas y observaciones para hacer las cosas bien de ahora en adelante, todo sujeto a mejora, obviamente.

1: Como los dan en adopción, exigir que el perro adoptado de ahora en adelante se reporte una vez al año a su respectiva protectora y que informe sobre cualquier cambio de domicilio, estado civil, qué se yo del perro. Entregarlos tras fotografiarlos con su nuevo propietario y archivar las fotos en un archivo central o uno por protectora ( zonificando, por ejemplo ).  En caso de haber omitido alguno de estos actos, pedirle por teléfono al nuevo propietario que proporcione o haga lo que aquí se propone.

2: Exigir que el perro lleve de ahora en adelante un collar con nombre, apellido, profesión, teléfono y etc. para que no vuelva a ser víctima de ninguna captura por parte de algún potencial depredador ( humano, etc.) ni perderse.

3- Coordinar entre protectoras a qué específicamente se dedicarán ( cada una de ellas ) y plasmarlo en un documento junto con su visión, misión y objetivos.

4- Definir una estrategia y una meta principal y metas secundarias y plasmarlo en un documento para publicarlo ( internet, etc.).

5- Elaborar un documento con fotos, direcciones, videos, etc. de todo lo sucedido como documentación de respaldo.

6-  Metas principales y temáticas que las expliquen: el no justificar  cualquier matanza y eutanasia, en base a principios psicológicos / salud mental y maltrato ( consecuencias traumáticas para la sociedad, ver estrés postraumático del 11/11, Afganistán, Kigali y los trastornos psicológicos en la sociedad a raíz de ello – como potencial consecuencia violencia intrafamiliar, delitos, asesinatos, trastornos de personalidad, suicidios, depresiones, etc., etc.), principios teológicos y morales ( el hecho de que los principios no sean relativos y valgan o no valgan, y por algo ), el parentesco emocional y físico del mamífero perro y el mamífero homo sapiens, sociedad, desarrollo y respeto inclaudicable al ser vivo y las respectivas implicaciones sociológicas, legales, de salud, etc., principios católicos / cristianos en el progreso de una civilización, la integridad moral o ética y los valores ( ¿porqué?)…

7- ¿Cómo llegar? Transformar a la perrera en un lazareto que recoge solamente perros sin propietario, seriamente heridos, etc, para registrarlos, atenderlos y entregarlos a su dueño, en adopción o jubilarlos en un albergue de las protectoras. Transformar a la perrera en una institución que atienda a perros con algún problema que no tengan dueño o no tengan veterinario en su zona, etc. Además podria dedicarse a hacer censos, registrar datos ( perros con dueños, veterinarios por zona que esterilicen por delegación a los perros de diferentes zonas, registros de vacunas en copia de éstos mismos, etc., etc. Podrían dedicarse a hacer supervisión, multar actos delictivos contra animales de cualquier tipo, supervisar y registrar sistemáticamente a los vendedores de aniamales de los mercados, de la 3 Pasos, etc. para finalmente lograr controlar y eliminar los vendedores callejeros, los criadores irresonsables y sin condiciones ….

Sigue ( fecha de actualización: 27 / 08 / 2011 ).

Schreibe einen Kommentar

Kategorien